Get Adobe Flash player

 

PUBLICACIONES

 

Libros


Capítulos en libros


Artículos en revistas científicas


Documentos de trabajo


Artículos en prensa escrita


Artículos en línea


“Financialization in México: Trajectory and Limits” Journal of Post Keynesian Economics"

Journal of Post Keynesian Economics/ Winter 2012–2013, Vol. 35, No. 2, pp. 255-275


 "Differing Effects of Global Financial Crisis: Why Mexico has been harder hit than other large Latin American countries"

Bulletin of La Bulletin of Latin American Research, Vol. 30, No. 4, pp. 419–435, 2011


"Regulación, Capital Financiero y Deuda Externa"

8th International Conference Developments in Economic, Theory and Policy, Bilbao (Spain), 29th June to 1 July, 2011.


 "La privatización desbordada. Privatizaciones, capital extranjero y concentración económica en América Latina"

Trayectorias. Revista de Ciencias Sociales de la Universidad Autónoma de Nuevo León, año VII, No. 19, septiembre-diciembre. pp. 69-79. 2005


 

 

Análisis. Expectativas económicas negativas

Gregorio Vidal| El Universal
Viernes 14 de marzo de 2014
 

Como sucedió durante el año 2013 las estimaciones sobre el comportamiento de la economía en México están teniendo cambios negativos. Banamex, en su encuesta de expectativas macroeconómicas de marzo corrige a la baja nuevamente el crecimiento del PIB para el año 2014, desde el 3.8% al 3.2%. Por su parte algunos datos reportados por Inegi y Banco México también dan cuenta del mantenimiento en la debilidad en la economía en México.

El índice de confianza del consumidor, elaborado conjuntamente por Inegi y Banco de México con base en una encuesta que se aplica en las 32 entidades federativas del país, con datos a febrero de 2014, muestra una clara tendencia a la baja. Por ejemplo, la situación económica de los hogares comparada con hace un año se percibe peor. En febrero de 2013 el índice fue de 96.1, mientras en febrero de 2014 se sitúa en 92.3. La percepción del estado de la economía también es negativa. Pero más grave es que la situación económica del país a 12 meses se avizora peor comparada con la opinión que se tenía hace un año. En materia de capacidad que se tiene en el hogar para realizar compras de bienes de consumo duradero, la tendencia a la baja es relevante. En febrero de 2013 este indicador se situó en 80.5. En febrero de 2014 el índice es de 60 puntos. Los resultados recientes del sistema de indicadores cíclicos, elaborados por Inegi, también muestran una tendencia descendente.

No todo se reduce a previsiones o a percepciones con base en encuestas. La información sobre el comportamiento de la Inversión Fija Bruta (IFB) durante 2013 también presenta resultados negativos. En el periodo enero-diciembre de 2013, con relación al año previo, la IFB se redujo en 1.8 por ciento. La reducción se explica por la caída del orden del 5 por ciento en la construcción, incluida la no residencial. Además, como sucede desde hace años, sigue incrementándose el componente importado en maquinaria y equipo. En 2013, mientras la inversión en maquinaria y equipo producida en México tiene una reducción del dos por ciento, las inversiones en maquinaria y equipos importados crecen en 4.3%. Como he destacado en alguna colaboración previa, este comportamiento de la IFB en maquinaria y equipo implica que el efecto mayor en crecimiento de la economía, posible generación de empleos o multiplicación de cadenas de producción existe en el exterior. Si la mayor parte de los equipos importados procede de una sola economía, es en esta que se produce el impacto positivo.

El aumento en la debilidad en la economía de México incluye al sector financiero y hacia delante puede tener una fuente más en el comportamiento de los mercados de dinero. El Consejo de Estabilidad del Sistema Financiero, creado por el ejecutivo federal y que tuvo su primera sesión el 11 de agosto de 2010, bajo la presidencia del secretario de Hacienda, destaca en su décima quinta sesión, realizada el 11 de marzo de 2014, que uno de los mayores riesgos para la economía de México y para el sistema financiero es lo que llama la normalización de la política monetaria por parte de la Reserva Federal (Fed) iniciada en enero de 2014, en tanto puede implicar una reversión en los flujos da capital que en años recientes han estado ingresando a las denominadas economías emergentes.

La Fed tomó la decisión de reducir el monto de bonos y títulos de deuda que ha estado comprando. Esta inyección de liquidez ha sido parte fundamental en los movimientos en los mercados internacionales de capital propiciando que algunos capitales busquen fuentes mayores de beneficios comprando deuda pública y privada en una economía como la de México.

El cambio en la Fed puede implicar que segmentos importantes de estos capitales salgan del país con consecuencias negativas para el conjunto del sistema financiero y también en el financiamiento de las cuentas con el exterior, es decir en el comportamiento de la balanza de pagos.

En las actuales condiciones no existe un amplio espacio de maniobra para enfrentar un hecho de esta naturaleza. Si alguna gran empresa decide reorientar sus inversiones en México hacia otro país no hay mucho que hacer, dado que entre los mayores exportadores el mercado interno de México es marginal. Como tampoco es posible hacer mucho desde México para modificar el comportamiento de la economía de EU.

 

* Departamento de Economía Universidad Autónoma Metropolitana, Unidad Iztapalapa.