Get Adobe Flash player

 

PUBLICACIONES

 

Libros


Capítulos en libros


Artículos en revistas científicas


Documentos de trabajo


Artículos en prensa escrita


Artículos en línea


“Financialization in México: Trajectory and Limits” Journal of Post Keynesian Economics"

Journal of Post Keynesian Economics/ Winter 2012–2013, Vol. 35, No. 2, pp. 255-275


 "Differing Effects of Global Financial Crisis: Why Mexico has been harder hit than other large Latin American countries"

Bulletin of La Bulletin of Latin American Research, Vol. 30, No. 4, pp. 419–435, 2011


"Regulación, Capital Financiero y Deuda Externa"

8th International Conference Developments in Economic, Theory and Policy, Bilbao (Spain), 29th June to 1 July, 2011.


 "La privatización desbordada. Privatizaciones, capital extranjero y concentración económica en América Latina"

Trayectorias. Revista de Ciencias Sociales de la Universidad Autónoma de Nuevo León, año VII, No. 19, septiembre-diciembre. pp. 69-79. 2005


 

 

La industria manufacturera: todo sigue igual

 

GREGORIO VIDAL

viernes 21 de noviembre de 2014

 

Conforme pasan los años es más difícil alcanzar un mayor crecimiento en la economía de México

 

La industria manufacturera en México explica al final del tercer trimestre del año el 15.9% de la ocupación total. Es un dato que no ha variado desde hace largo tiempo. Una situación semejante se observa en la composición del Producto Interno Bruto (PIB). En 2013, con base en cifras preliminares, la industria manufacturera contribuye con el16.5% del PIB. Su peso en el total es menor al de 2004, cuando las manufacturas equivalen al 17.5% del PIB del país.

Por el contrario la participación de algunas actividades manufactureras en las exportaciones es determinante. Desde hace años las exportaciones de la industria automotriz, de aparatos y equipos eléctricos y electrónicos y de maquinaria y equipos especiales para industrias diversas suman el 50%, y en algunos años más, del total de las exportaciones efectuadas desde México. Estas actividades manufactureras y otras más también realizanran parte de las importaciones. La consecuencia es que la suma de exportaciones e importaciones con relación al PIB es sumamente alto. Pero es un resultado en gran parte debido el comercio exterior que llevan a cabo un reducido grupo de grandes empresas de las manufacturas que operan en el país. El grado de apertura de la economía en México, es decir la suma de las importaciones y las exportaciones como proporción del PIB, es en 2013 de 63.95%.

Las cifras al mes de septiembre del año en curso, proporcionadas por Inegi, sobre los principales indicadores sobre el desempeño de la industria manufacturera no presentan cambio alguno. Por ejemplo, los dos subsectores de las industrias manufactureras en que aumento más el empleo, con relación al mismo mes del año anterior, son: Fabricación de accesorios, aparatos eléctricos y equipo de generación de energía eléctrica y fabricación de equipo de transporte. En el primer subsector el incremento del personal ocupado fue de 7.1% y en el segundo de 7.7%. El aumento medio en el total de las industrias manufactureras fue de 2.7%. En materia de horas trabajadas ambos subsectores también encabezan las cifras positivas. En la fabricación de equipo de transporte las horas trabajadas aumentaron en 8.2% y en el otro subsector en 9%. El incremento medio de las horas trabajadas fue de 3.2%.  Estos incrementos no se correspondieron con aumentos en las remuneraciones medias en ambos subsectores.

En los subsectores de las manufacturas que están mas vinculados al desempeño del mercado interno las cifras son diferentes. En fabricación de insumos textiles y acabado de textiles, prendas de vestir, productos de cuero y piel, en industria de la madera, muebles, colchones y en la industria química hay disminución en el personal ocupado. También en varias de estas actividades decrece el número de horas trabajadas y la capacidad de planta utilizada. Todo revela una debilidad en el mercado interno o nuevos desplazamientos por productos importados.

En años anteriores, un comportamiento semejante de la economía tuvo como resultado un débil crecimiento del PIB. Conforme pasan los años es más difícil alcanzar un mayor crecimiento de la economía del país. En particular durante 2013 y 2014 lo normal ha sido la revisión a la baja de las estimaciones previstas en materia del PIB en los Criterios Generales de Política Económica (CGPE) que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) presenta ante el Congreso, con base en los cuales se estableció el Presupuesto de Egresos y la Ley de Ingresos de la Federación. En 2014 la administración nuevamente realizó previsiones que no se han correspondido con el comportamiento de la economía. Hacienda estimó, en los CGPE 2014, que la economía de México crecerá en 3.9%. El resultado es mucho menor al estimado. También como antes la SHCP sostuvo en los CGPE 2014: se espera que en 2014 la demanda externa de nuestro país se acelere como reflejo del mayor crecimiento esperado para la producción industrial estadounidense. Pero lo que se observa desde años antes es que la aceleración de la economía de EU no permite crecimientos importantes en México. Sin embargo, se insiste en continuar con la misma política.

 

 

*Departamento de Economía de la UAM, Unidad Iztapalapa Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla